Acorralado, se entregó el acusado de un embiste fatal

A poco de que el fiscal penal de La Plata, Fernando Padován, solicitara la detención del presunto conductor que el domingo por la noche provocó la tragedia de ruta 36, el acusado se entregó en la comisaría de Lisandro Olmos.

Además, para él, se había requerido la captura internacional, ya que, siendo extranjero, había temor de que pudiera intentar cruzar la frontera para mantenerse prófugo de la Justicia. Fue después de que desapareciera de los lugares que solía frecuentar.

Se trata de un joven de 21 años, identificado como Rony Fernando Aguilera Pizarro, alias “Cholo”, quien, en base al requerimiento de detención, a bordo de un Ford Focus negro está acusado de haber embestido una moto con tres ocupantes, los cuales murieron en el acto.

Ambos rodados se desplazaban en idéntico sentido, a la altura del kilómetro 61, cuando se produjo el evento dañoso.

Al parecer, el automovilista no contaría con licencia de conducir habilitante al momento del hecho.

Según fuentes judiciales, una vez producido el choque, el joven se habría desentendido de lo que pasaba, no habría avisado a nadie de lo ocurrido y se habría escondido procurando su impunidad.

Voceros con acceso al caso explicaron que dentro del rodado, pese a las informaciones que surgieron en las primeras horas posteriores al hecho, viajaban un hombre junto a su hija menor de edad, quienes eran trasladados presuntamente por el ahora detenido. Y que producto del siniestro sufrieron heridas graves, tanto que la nena tuvo que ser derivada al Hospital de Niños de La Plata, previo paso por el UPA de Los Hornos.

Quizás te interese  La Corte dejó firme la condena al exfutbolista Alexis Zárate por violación

De acuerdo a los informantes, las víctimas le habrían pedido el favor de que los alcanzara a un almacén para comprar golosinas y que, cuando se desató el incidente vial, estaban de regreso a su casa.

Se supo que el hombre, producto de los golpes, perdió el conocimiento y recién se despertó cuando estaba internado en el Hospital San Martín.

La imputación quedó establecida por el delito de “homicidio culposo agravado por la conducción imprudente y antirreglamentaria de vehículo con motor, por la pluralidad de víctimas y por haberse dado a la fuga o no intentar socorrer a las víctimas en concurso ideal con lesiones culposas agravadas y lesiones culposas”, cuya pena en expectativa supera largamente los tres años, por lo que, ahora que se entregó, y más con la actitud desplegada, seguramente quedará detenido a la espera del juicio oral.

Hoy por lo pronto sería indagado en la sede judicial de calle 55.

NO APARECÍA POR NINGÚN LADO

Como se dijo, los rastrillajes que montó la Policía no habían arrojado los resultados deseados. Por eso el fiscal Padován solicitó al Departamento Interpol de la Policía Federal, que se sumara a la búsqueda, aunque ese requerimiento quedó sin efecto.

En el reporte oficial se los identificó a los fallecidos como “Marcos Antonio Blas Cardozo, Eudalina Caro Ríos y Alex Facundo Caro Ríos”, de solo 5 años de edad.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.